CIUDAD DE MÉXICO, 18 de febrero de 2016.- El papa Francisco dijo hoy que no vio en México a familiares de los estudiantes de Ayotzinapa desaparecidos en 2014 porque hubo muchas peticiones de grupos que además estaban “contrapuestos” y con “luchas internas”.

El Pontífice ofreció esta explicación sobre la ausencia de un encuentro específico con esas asociaciones a medios internacionales, entre ellos Efe, durante el vuelo de regreso a Roma desde Ciudad Juárez, última etapa de su viaje pastoral a México, según publica el diario El Universal.

Reconoció que en el caso de los 43 de Ayotzinapa hubo algún intento por parte de grupos de personas que quisieron encontrarse con él “pero eran muchos grupos, incluso contrapuestos y con algunas luchas internas”.

Más información en El Universal.