CIUDAD DE MÉXICO, 18 de febrero de 2016.- El Papa llegó a la capital italiana a las 15.00 horas locales a bordo de un avión de la compañía AeroMéxico después de 12 horas de vuelo y 9.720 kilómetros de recorrido.

Según un comunicado, al llegar a Roma, el Pontífice se dirigió hacia la Basílica de Santa María La Mayor para -como es su costumbre antes y después de cada viaje internacional- dejar una ofrenda floral en el altar de la Salus Populi Romana, la advocación de la Virgen María que se encuentra en este templo.

El Papa oró durante unos minutos en silencio, mientras los cientos de personas que lo acompañaban rezaron la Salve.

Luego el Santo Padre regresó al exterior del templo y se dirigió a su residencia en el Vaticano. La visita apostólica a México, donde estuvo del 12 al 17 de febrero, ha sido el viaje internacional número 12 del Papa Francisco.