MORELIA, Mich., 15 de agosto de 2019.- El 60 por ciento de las tomas de agua potable en Morelia recibe un servicio intermitente, refirió Julio César Orantes Ávalos, director del Organismo Operador de Agua Potable, Alcantarillado y Saneamiento (OOAPAS).

Si bien actualmente el organismo tiene una cobertura del 98.5 por ciento del territorio municipal, con cerca de 240 mil contratos, aproximadamente 144 mil capta el líquido de forma tandeada o intermitente, desde unas horas cada día hasta unas horas cada semana.

“Contamos con una cobertura aceptable, donde debemos mejorar es en la incidencia de tandeo, tenemos mucho tandeo”, refirió Orantes Ávalos.

Agregó que esto requiere de la renovación de la infraestructura de distribución de agua potable, la instalación de micromedidores y la colocación de tanques reguladores, así como la distribución de los flujos para incrementar la frecuencia del acceso al líquido para las tomas que tienen servicio tandeado.

“En algunos puntos tenemos muchas fugas y bombeamos el agua directamente en la línea, por lo que una parte del líquido se desperdicia; en esos casos procedemos a la colocación de tanques reguladores, revisamos los distritos hidrométricos y ponemos micromedidores para detectar las fugas”, explicó el director de la paramunicipal.

Aseveró que estas medidas se complementan con la redistribución de los flujos de agua, para elevar la frecuencia de la asignación del líquido a los puntos que registran un servicio tandeado.

Julio César Orantes indicó que al momento se dispone de un recurso por nueve millones de pesos para infraestructura hídrica, procedentes de la Comisión Nacional del Agua (Conagua), mediante el programa ProAgua, de los que 5.6 millones de pesos se erogarán en la compra de micromedidores; tres millones de pesos, en la segunda etapa del colector Santa María – Casa de Gobierno, y el resto, en la construcción de un colector.

Además, recordó que en el primer trimestre de 2019 se obtuvieron 12 millones de pesos para la renovación de líneas hídricas y 3.8 millones de pesos, para saneamiento, a través del programa de devolución de derechos (Prodder).