Atención

Con el propósito de ofrecer una mejor experiencia dentro de nuestro sitio web, le sugerimos que actualice su navegador, ya que usted cuenta con una versión de internet explorer antigua, que ya no tiene soporte por parte de microsoft y que representa un riesgo de seguridad para usted.

Asesinan a mujer en su domicilio en Uruapan; probable robo Leer más
x
Sigue nuestra transmisión en vivo.
Click para seguir la transmisión
x
Foto: Archivo

El Observatorio Político/Leovigildo González

 
| 16 de febrero de 2017 | 14:17
 A-
 A+

La pelea Fausto- Jara, no es reciente.

Hace unos días sorprendió que Salvador Jara, subsecretario de Educación del país se reuniera con el gobernador, Silvano Aureoles, en la oficina principal del mandatario estatal, lejos de los rumores que incidían de que el ex rector de la Universidad Michoacana de San Nicolás de Hidalgo (UMSNH) era o es investigado por presuntos desvíos en el tiempo que estuvo al frente del Gobierno de Michoacán.

Quienes leyeron el libro “Fouché, El genio tenebroso” parece que describe a cabalidad a Jara, hombre delgado, sin voz imponente y de rasgos poco agraciados, pero siempre en el poder, en la toma de decisiones, en el partido vencedor.

Pocos sabrán los arreglos que hizo para estar al frente de uno de los estados más álgidos, el doctor en físicamatematica ha salido sin rasguños, a pesar de que en su momento fue severamente acusado por los partidos de oposición, de ser un títere del entonces comisionado para la seguridad, Alfredo Castillo, hombre cercano al presidente de la república.

El ex gobernador interino, que sustituyó a  Fausto Vallejo, en medio de dudas, logró también arropar a su gente, Rosa María de la Torre, actual legisladora local, además de puestos de primer nivel a sus allegados, personas leales en sitios claves.

Aún recuerdo a Salvador Jara como secretario de la UMSNH, en su momento cercano a Silvia Figueroa, para luego arribar a la rectoría de la máxima casa de estudios del estado, hombre lejos de los reflectores, pero operador político nato.

Fausto Vallejo, quien anda muy movido, para seguir en el círculo político se lanzó contra el académico, pero sin documentos, sin pruebas, sólo declaraciones, mientras el ahora subsecretario de Estado se reúne con el gobernador, la diferencia de actuar es abismal.

Vallejo fue lo que debió realizar, buscar aliados, poner en sitios clave a sus allegados leales, y seguir moviéndose en la cúpula de poder, por que lo que ahora realiza sus resultados se verán hasta el siguiente año, pero mientras llega la fecha las cosas podrían complicarse.

Lo único cierto entre ambos es que no han sido transparentes, sus administraciones están lejos de estar claras, uno por sus constantes licencias para ausentarse del Gobierno y el otro, con la influencia de Castillo que sólo ha provocado problemas a los lugares que llega.

Pero en la pelea Fausto- Jara, uno sigue en el poder, cerca del presidente de la república, el otro realiza recorridos en zonas margidas de Morelia.

15 años de Quadratín

Desde aquí, mi mayor reconocimiento a quienes hacen la labor más bonita, informar. Mi agradecimiento a Francisco García Davish por que ha logrado formar un imperio en todo el país, sí, el de la información.

Leovigildo González / Quadratín
Leovigildo González / Quadratín

Comentarios

Notas relacionadas

Principales