MORELIA, Mich., 7 de noviembre de 2019.- “Raúl Morón, alcalde de Morelia, incurrió en violencia de género, traición a los principios de Morena y afectación a ex funcionarios municipales y potenciales beneficiarios de programas sociales, al obligar a Josefina Cendejas Guízar, ex titular de la Secretaría de Fomento Económico (Sefeco), a renunciar a su cargo, y desmantelar su equipo y proyectos”, afirmaron académicas y activistas radicadas en la capital del estado.

Ligia Mazariegos, Rosario Herrera y Citlali Martínez señalaron que luego de sufrir un accidente y acreditarse incapacidad médica, la secretaria particular del edil presentó a Cendejas Guízar el documento de su renuncia irrevocable e inmediata, para su firma, pese al compromiso de Raúl Morón de mantenerle en su cargo y designar a un encargado de despacho que estaría en funciones hasta la recuperación de la entonces secretaria de Fomento Económico.

Agregaron que la también profesora investigadora de la Universidad Michoacana de San Nicolás de Hidalgo (UMSNH) cedió a la presión ejercida, con la promesa de preservar su equipo de trabajo y las iniciativas desarrolladas durante su gestión, misma que tampoco se cumplió, ya que se ha detectado el despido de personal de confianza nombrado por Josefina Cendejas y la parálisis en sus propuestas.

“El alcalde no tuvo reparo en exigir la renuncia inmediata de la única persona de su gabinete integrante de Morena, en el momento en que se encontraba más vulnerable, tras tener un accidente que le ha llevado a pasar por siete cirugías y que motivara un largo proceso de rehabilitación, pero no es todo, el desmantelamiento de su equipo es casi total y está vinculado al desmantelamiento de sus proyectos”, precisaron.

Reiteraron que la violencia que habría ejercido el Gobierno de Morelia en contra de Cendejas Guízar se extendería a sus colaboradores, de los cuales una cantidad no determinada ha sido despedida, y posibles beneficiarios de programas sociales instrumentados desde la Sefeco, que, aseguraron, ya esperaban acceder a estos.

Asimismo, lamentaron que la reputación y la credibilidad de Josefina Cendejas y la Sefeco quedara en entredicho luego que el ayuntamiento de Morelia ha desconocido acuerdos con organizaciones e instituciones generados durante la gestión de la docente de la UMSNH.

Mencionaron que detrás del cambio en el proceder del munícipe se encontraría la presión de líderes empresariales, los que declinaron especificar, supuestamente perjudicados con la aplicación de las políticas públicas económicas de la ahora ex funcionaria.

Manifestaron que, con la colecta de más de mil 700 firmas a través de la plataforma en línea Change, demandan a Raúl Morón el reconocimiento público de la labor de Josefina Cendejas al frente de la Sefeco, así como una reparación de los daños morales y económicos ocasionados al obligarle a signar su renuncia.

Ello, debido a que su incorporación al Gobierno municipal implicó que solo laborara medio tiempo en la casa de estudios, disminuyera su ingreso, arriesgara su pertenencia al Sistema Nacional de Investigadores (SNI) y pudiese enfrentar conflictos políticos al tratar de retornar a sus actividades educativas.

Cabe recordar que el pasado 1 de agosto, Cendejas Guízar sufrió un accidente que le dejara fracturas múltiples, por lo que requirió siete cirugías y atravesará un complejo proceso de rehabilitación. Raúl Morón especificó que la entonces titular de la Sefeco contaría con licencia médica para su recuperación, en tanto que llevaría funciones de la administración desde su hogar.

No obstante, en septiembre dio a conocer la renuncia presentada por Josefina Cendejas, por motivos de salud, y aseveró que acordaron esta separación, debido a las exigencias de la dinámica de gobierno, para designar a Gabriela Molina como nueva titular de la instancia.

La determinación ocasionó señalamientos en torno de presuntas presiones de Raúl Morón para obligar a renuncias a Cendejas Guízar, los que fueron descartados por el alcalde de Morelia.