MORELIA, Mich., 20 de mayo de 2017.- Claudio Méndez Fernández, director general del Instituto del Artesano Michoacano, expuso que las inquietudes que ha tenido Emilia Reyes Oseguera, presidenta de la Unión Estatal de Artesanos Michoacanos (Uneamich) respecto a la Ley de Fomento Artesanal, tienen que ver con las especificaciones y particularidades que deben abordarse.

El funcionario estatal dijo que estas particularidades son con temas como quiénes son considerados artesanos, cuáles son las ramas artesanales y cuáles son las técnicas, “yo creo que se refiere a eso” indicó el director.

Dijo que ya han venido trabajando en algunas mesas con el Congreso del Estado, e Inclusive han hecho algunas recomendaciones, sobre todo resaltando el quehacer artesanal, “porque en algunas ocasiones, las consideraciones que se toman son en base al resultado final que es una pieza artesanal”, refirió.

El director dijo que se debería partir de que todo eso lo generan seres humanos, personas y todo lo que conlleva el quehacer artesanal, “desde lo que son los insumos y su recolección, la compra de éstos, el almacenamiento, la promoción, la producción, la técnica y la propiedad intelectual”, aclaró.

Mencionó estar convencido de que una ley o todos los ordenamientos que vayan, ya sean leyes generales, leyes federales y leyes secundarias estatales, tienen que ser integrales, “no ver la cosa de manera aislada, ya estamos participando en estas mesas”, aseguró.

El funcionario estatal manifestó que nadie es ‘todólogo’, refiriéndose a los integrantes de las Comisiones en el Congreso estatal, que tienen que ver con la Ley de Fomento Artesanal que aún no ha sido presentada, “hay muchos (legisladores) que conocen y hay otros que se rodean de gente que conoce, pero aún así necesitamos generar espacios de participación, porque inclusive dentro de los mismos artesanos hay varias opiniones, hay que tratar de incluir a todas esas opiniones porque todas son muy valiosas”, indicó Méndez Fernández.

 

Recursos del Fonart

Finalmente, Claudio Méndez explicó que el año pasado bajaron alrededor de 12 millones de pesos en todas las vertientes del Fondo Nacional para el Fomento de las Artesanías (Fonart).

Expuso en la entrevista que estas vertientes fueron sobre todo para capacitación y equipamiento de talleres dignos en varios municipios del estado.