MORELIA, Mich., 22 de mayo de 2020.- La industria restaurantera está a la espera de los protocolos que emita la autoridad en términos de salud, para poder llegar a la nueva normalidad; por ahora el 70 por ciento de los restaurantes afiliados se encuentra cerrado, señaló Alejandro Hernández, presidente de la Cámara Nacional de la Industria de Restaurantes y Alimentos Condimentados (Canirac) en Michoacán.

En entrevista con Quadratín, el restaurantero dijo que la indicación de las autoridades, si no ocurre otra cosa, es que a partir del 1 de junio se empezará a implementar esta nueva normalidad con el uso de esos semáforos, los cuales van a ir permitiendo cada vez más el regreso. Se tendrán que ir aplicando algunos protocolos de seguridad sanitaria, dijo, por lo que están a la espera.

Por lo pronto ya tienen un protocolo de cómo actuar, el cual se distribuyó a nivel nacional por medio de Canirac, pero están esperando los protocolos sanitarios que dictamine la Secretaría de Salud de Michoacán, que es la autoridad encargada de hacerlo.

Explicó que es son necesarios estos protocolos para poder tener la garantía de mantener las operaciones, y en segunda instancia, dijo, para poder generar más confianza al cliente, “porque no podemos negar que hay algunos restaurantes que están operando bajo protocolos de 40 por ciento de asistencia hasta ciertos horarios, pero ahorita la confianza de la gente no es la suficiente para estar asistiendo estos lugares”.

En este sentido el líder de los restauranteros expuso que deberán seguir trabajando y preparando estas medidas, y deberán alinearse a las políticas; “que todavía son un poco confusas en el sentido de lo federal, lo estatal y lo municipal, pero lo que debemos hacer nosotros es aplicar los protocolos sanitarios”, aseveró.