ANGANGUEO, Mich., 4 de agosto de 2018.- Se realizó la clausura de reforestación en el ejido de Cerro Prieto del santuario de la sierra Chincua, con la plantación de 5 mil oyameles. En total fueron 30 mil árboles los plantados, 25 mil en una primera instancia.

El comisario del ejido de Cerro Prieto José Carmen Martínez, manifestó que han habido contingencias en esa zona, por lo que era importante ayudarle al bosque. Ante eso se decidió la plantación de 5 mil oyameles más.

El comisariado del ejido de Senguio, de nombre Fernando, señaló que era una buena iniciativa la reforestación de la zona de la mariposa monarca, pero pidió que también se haga en el ejido de Senguio.