MORELIA,  Mich., 8 de enero de 2019.- En la refinería de Salamanca, la que abastece de gasolina a la central de Pemex que se encuentra en Tarímbaro, el lunes fueron aseguradas y clausuradas instalaciones clandestinas utilizadas para ordeñar gasolina; el plan contra huachicol lleva un ahorro de 2 mil 500 millones de pesos hasta ahora.

Así lo dio a conocer el Presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, en su tradicional conferencia matutina. 

“Ayer -lunes- en la refinería de Salamanca, se encontró una instalación clandestina de los tanques de gasolina hacia un depósito fuera de la refinería con una manguera de 3 kilómetros”, explicó López Obrador. 

Añadió que en estas acciones ha contribuido el Ejército Mexicano, y que diariamente hay decomisos y clausuras, quienes junto a otras dependencias de seguridad, resguardan las pipas en su traslado. 

Refirió López Obrador que el plan contra el huachicol ha significado un ahorro de 2 mil 500 millones de pesos, esto porque se redujo el robo de pipas, 8 mil 540 pipas no han sido robadas. Sostuvo que de enfilar las pipas que no fueron robadas serían 80 kilómetros. 

El Presidente de la República reiteró que no existe un tema de desabasto de gasolinas en el país, sino de redistribución del combustible dado el plan de huachicol que se ha implementado en los últimos días.

Enfatizó: “hay suficiente combustible en el país. Tenemos gasolina. No es un problema de abasto nacional, es una situación especial, de distribución que estamos normando para evitar el robo…”, sin embargo, no adelantó cuándo la situación se regularizará en los estados donde se ha recrudecido la situación de desabasto.