MORELIA, Mich., 10 de junio de 2021.- Un total de 325 propuestas cinematográficas recibió la edición 14 del Festival Internacional de Cortometraje, de la Universidad Vasco de Quiroga (Ficuvaq), que con la participación de cineastas y creadores de 37 países y 20 estados de la república alcanza este año la internacionalización.

El Ficuvaq este año recibió 325 cortometrajes, de los que 122 fueron mexicanos; 29, michoacanos, y 21, elaborados por la comunidad de la Uvaq; la selección oficial consta de 86 de estos trabajos, de los que 32 son mexicanos, 12 michoacanos y ocho de la casa de estudios, precisó Luis Fernando Flores Galván, coordinador del escaparate fílmico.

Agregó que será del 14 al 18 de junio que se desarrollarán las actividades del festival, que, además de la difusión en línea, desde la página del encuentro, de los cortometrajes, comprenderá clases maestras, mesas de análisis y charlas con los realizadores.

Asimismo, precisó que los días 19 y 20 de junio, pese a la conclusión del Ficuvaq, los cortometrajes continuarán disponibles en línea.

De acuerdo con Édgar Francisco Vázquez Martínez, director de la licenciatura en Ciencias de la Comunicación, de la Uvaq, este año se estimó como complicado, por los retos y las dificultades que los realizadores y la industria del séptimo arte enfrentaron como consecuencia de la pandemia de coronavirus (Covid 19).

Sin embargo, el festival captó la mayor cantidad de trabajos registrada en su existencia, además de incorporar por vez primera materiales procedentes de países como Argelia, Argentina, Estados Unidos, Venezuela, Irán, China, Japón, Singapur, Alemania, Francia, Irlanda, Polonia, Suiza y Australia.

Además, se abrieron nuevas categorías en la competencia, experimental y animación, para un total de cinco categorías.

Explicó que el confinamiento que muchas personas experimentaron en 2020 llevó a que quienes tenían una historia que contar, pero quizá no disponían de los elementos para ello, pudieran materializar su proyecto, y así encontrar una forma de exponer sus ideas, sus sueños y sus preocupaciones, así como sus propuestas de resolución.

Aunque la contingencia sanitaria derivada de la pandemia de Covid 19 significó afectaciones para muchos sectores económicos y creativos, también representó la oportunidad para nuevos realizadores o personas que sin dedicarse formalmente a la creación cinematográfica decidieron incursionar en ella.