MORELIA, Mich., 14 de marzo de 2019.- Comenzó como una actividad extraescolar, y en agosto próximo los llevará a China, para medirse con estudiantes de diferentes países del mundo en su habilidad y competencia para la creación de robots.

Brandon Palacios García, estudiante de la ingeniería en mecatrónica del Instituto Tecnológico Nacional de México, campus Ciudad Hidalgo, y Jesús Camacho Sánchez, alumno del Instituto Tecnológico Superior de Ciudad Hidalgo, participaron a inicios de marzo en la edición 2019 del Robomatrix, celebrada en Ecuador, donde alcanzaron un primer lugar en robots seguidores de línea y tercer lugar en resuelve laberintos.

Estos logros les permitirán contender en China, en agosto próximo, en una justa para la que, al momento, se tienen registrados dos mil prototipos.

“Participamos en un concurso interno, donde los mejores prototipos se presentaron en Guadalajara, donde participaron estudiantes de 30 países; luego, en Ecuador, asistimos competidores de 20 países”, agregó Brandon Palacios.

Señaló que el modelo seguidor de línea es un vehículo que tiene por objetivo seguir una recta sin abandonarla y a la mayor velocidad posible, un dispositivo que permite desarrollar líneas de distribución para el transporte de mercaderías.

Por su parte, Jesús Camacho mencionó que los robots resuelve laberintos recorren una trayectoria y sortean obstáculos que detectan con sensores, ello en el menor tiempo posible, lo que es utilizado en empresa para el traslado de sustancias peligrosas por parte de equipos capaces no sólo de reconocer una ruta y seguirla, sino de evitar obstáculos, como otros materiales y personal.

Mencionó que en la elaboración de estos robots la programación es la fase más compleja, si bien al igual que el seguidor de línea fue diseñado desde cero.

“Para nosotros, el desarrollo de prototipos es una actividad que nos permite adquirir experiencia, conocer otras ideas y aplicar, mejorar o adaptar estas ideas para resolver necesidades específicas en el país”, indicó Brandon Palacios.

Los jóvenes que se incorporan a certámenes como Robomatrix contribuyen al desarrollo de la tecnología para crear sensores para la industria y el comercio, así como tarjetas para el seguimiento de productos colocados mediante comercio electrónico, entre otros, aseveró Javier Irepan Hacha, director del Instituto Tecnológico Superior de Ciudad Hidalgo.

Afirmó que esto proporciona la posibilidad de incorporarse al mercado laboral en las áreas de su formación y desde ahí continuar procesos de investigación y desarrollo, si bien no necesariamente en el estado, sí en la región, en entidades como Ciudad de México, Estado de México, Querétaro y Guanajuato, en sectores como la industria automotriz.

Javier Irepan Hacha expresó que desde el instituto se prevé la operación de un club de robótica destinado a estudiantes de primaria y preparatoria, con el objetivo de que “se acerquen de manera amable a la ciencia y la tecnología”, para el que en breve se lanzará una convocatoria.

“Hemos tenido el respaldo de nuestras familias, nuestras escuelas y el gobierno para acudir a las competencias y comprar los materiales para hacer los prototipos, los que a veces son costosos; sí hay oportunidades para desarrollarnos, sólo hay que poner empeño y muchas ganas”, expresó Jesús Camacho.