MORELIA, Mich., 14 de abril de 2019.- Una sufrida victoria consiguió el PSV al derrotar al Graafschap por marcador de 2-1, en un partido en el que le dieron la vuelta a partir de un penalti provocado por el mexicano Hirving Lozano, mientras que Erick Gutiérrez, de nuevo se quedó en la banca. 

La escuadra local abrió el marcador a través de Delano Burgzorg al 26′, al aprovechar el error defensivo de los Granjeros para batir a Jeroen Zoet. Con esto, el partido se marchó al descanso con victoria momentánea para la visita. 

En la reanudación, los locales comenzaron a presionar al rival. Luuk de Jong volvió a perdonar delante del portero Nigel Bertrams. sin embargo, fue hasta el 65′, cuando Lozano consiguió provocar un claro penalti. Tras la falta, se tuvo que retirar para ser atendido a la banda, por eso delegó la responsabilidad en Steven Bergwijn que no perdonó y empató el partido. 

Denzel Dumfries sacó un centro preciso para que de Jong, la empujara para festejar su gol número 26 de la Eredivisie. Los de Eindhoven no hicieron el tercero y eso les hizo sufrir hasta el final. 

El PSV alcanzó al Ajax en la primera posición, al alcanzar las 74 unidades, a sólo cuatro jornadas de conocer el campeón del balompié holandés. Enfrentarán el domingo 21 de abril, al ADO Den Haag, a las 9:45 horas.