MORELIA, Mich., 19 de enero de 2019. – Un carnicería ha experimentado Michoacán durante el presente fin de semana; con corte a las 21 horas se han contabilizado 13 homicidios dolosos en cinco municipios.

La capital michoacana es el lugar de mayor incidencia, el sábado asesinaron a cuatro, entre estos un policía ministerial con permiso, y este domingo un civil fue asesinado en Ocolusen. 

De acuerdo a la información que fue noticia, la madrugada del sábado el agente Edgar R. G., salió del bar Tren 2 acompañado de su pareja sentimental, se disponían a retirarse a su domicilio cuando fue alcanzado por un disparo de un hombre en estado de ebriedad que también dejaba el lugar, ubicado en la colonia Chapultepec Oriente. 

Horas después en un lote baldío de la colonia Héroes Insurgentes, criminales abandonaron el cuerpo de un hombre dentro de una bolsa negra de basura, amarrada con cuerdas y toda clase de mecates. 

Esa sangrienta jornada también se dio con el paradero de dos individuos en la zona conocida como Pico Azul, de la tenencia de Jesús del Monte; los interfectos presentaban golpes contusos, exposición de vísceras y lesiones de arma de fuego, reportaron mandos policiales. 

Ese día tres individuos más fueron privados de la vida con arma de fuego en la  colonia Las Fuentes, Ejidal del Sur y El Porvenir, de Zamora, a los que habría que añadir el asesinato de un trabajador de una barbería denominada como “barber shop”, del Centro de Jacona. 

Las condiciones no cambiaron para el domingo, incluso se recrudecieron. En la calle Manuel Doblado, de Jacona, criminales acabaron con la existencia de un hombre, tiraron su cadáver desmembrado frente al hogar marcado con el número 203 y en seguida le prendieron fuego al inmueble. 

En un Camino de terracería de la papelera a La Cofradía, cerca de la Comunidad de Caltzontzin, se localizó el cuerpo de otro hombre, con golpes, maniatado y además decapitado. 

Hacia la región del Centro la tendencia de la brutalidad se repitió. Este día por la tarde se encontró a espaldas de un salón, en Tarímbaro, el cuerpo de un hombre a medio calcinar, en tanto que en Morelia otro hombre murió tras ser baleado en la cabeza. 

Zamora repitió en la ola de homicidios, con la excepción de que este domingo, al menos al corte de las 21 horas, solo se confirmó la muerte de un hombre en la colonia El Porvenir. 

Tema aparte son los accidentes. El día sabádo dos personas fallecieron a raíz de una caída de motocicleta en Uruapan, en tanto que tres más perecieron en el choque contra un puente peatonal, ubicado en la carretera Morelia – Salamanca, cerca de la entrada a San José de la Trinidad.

También este fin de semana una mujer y su padre murieron, presas de las quemaduras provocadas en la explosión de un polvorín, en Ziracuaretiro.