CIUDAD DE MÉXICO, 8 de agosto de 2016.- A puerta cerrada, legisladores que integran la Comisión Permanente del Congreso de la Unión reciben a los titulares de la Policía Federal, Enrique Francisco Galindo y al subsecretario de los Derechos Humanos de la Secretaría de Gobernación (Segob), Roberto Campa Cifrián, a fin de hablar sobre el caso Nochixtlán.
 Los legisladores, –diputados y senadores–que integran la comisión especial que indaga los hechos registrados el pasado 19 de junio donde se registraron 8 muertos y más de cien heridos, sostienen este cónclave con la petición de que fuera cerrado al Canal del Congreso y a los medios de comunicación.

Seguir leyendo: Quadratín México