TOLUCA, Edomex., 9 de enero de 2019.-La situación de los atrasos en la distribución de gasolina comienza a afectar al sector restaurantero ya que los traslados de insumos se han complicado, así como la llegada a tiempo de los trabajadores, además se registró una disminución de comensales en un 50 por ciento.

“Tenemos lugares vacíos, porque la gente está con la incertidumbre de poder manejar sus reservas de combustible en lugar de estarse moviendo y generar servicios en nuestras unidades de negocio”, refirió Pablo Durán Gallastegui, presidente de la Cámara Nacional de la Industria de Restaurantes y Alimentos Condimentados (Canirac).

Aquí, la nota completa: Quadratín México