OCAMPO, Mich., 17 de noviembre de 2018.- Como cada año, la migración de la mariposa Monarca a nuestro país, en específico a los tres santuarios de Michoacán, atrae a muchos visitantes. A partir de este 17 de noviembre se abren los santuarios hasta mediados de marzo de 2019.

En el caso del santuario de El Rosario, el más grande de México, visitar las colonias requiere de una buena condición física porque debe subirse una cuesta de aproximadamente un kilómetro y medio que implica un camino por demás irregular, aunque una parte tenga escalones.

Eso sí, el espectáculo natural está garantizado; miles de árboles y vegetación tupida regalan imágenes de ensueño, incluso desde el inicio del recorrido pueden observarse mariposas.

Para algunos visitantes resulta una experiencia relajante llegar hasta arriba, tanto así que el cansancio se olvida, como en el caso del señor Gabriel Garduño, que estar en el santuario le trae paz y tranquilidad.

Otros prefieren visitar los santuarios antes que ir a otros lugares emblemáticos de Michoacán como la zona lacustre en temporada de Noche de Muertos. Para Fernanda Canchola era una prioridad hacerlo así, aunque se llevó una sorpresa desagradable cuando no pudo llegar hasta la colonia de mariposas más cercana.

Para la señora María Nolato la experiencia de visitar el santuario le resultó cansada, pero sí ha sido un reto que ha valido la pena por el arribo temprano de las visitantes que llegaron desde el 10 de noviembre gracias a las condiciones favorables del caso.

Marcos Torres, visitante de Ecatepec, Estado de México, expone que ha sido una experiencia maravillosa estar en el santuario y ver el cielo dorado por las mariposas, pide a otros visitantes cuidar y respetar los santuarios naturales