CIUDAD DE MÉXICO, 17 de febrero de 2016.- Desde las primeras horas de este miércoles comenzaron a darse cita cientos de personas en las inmediaciones de la nunciatura apostólica para despedir al Papa Francisco, quien viajará en unos minutos a Chihuahua, informa la agencia de noticias del Estado mexicano, Notimex.

Provenientes de diversos puntos de la ciudad y estados como Quintana Roo, e incluso otros países como Puerto Rico, las personas se dispusieron a lo largo de las vallas metálicas colocadas sobre la Avenida de los Insurgentes, al cruce de la calle Juan pablo II, para observar el recorrido que realizara el Sumo Pontífice hacia el aeropuerto capitalino.

Blanca González, quien lleva dos meses en el país proveniente de Puerto Rico, aseguró que el observar al Papa es una “bendición” que requiere para su vida y un grato recuerdo que se llevará a su país.

Continuar leyendo en Quadratín México.