MEXICO, DF., 29 de enero de 2016. Llegó la crisis a las dependencias del Gobierno federal. Vía telefónica desde el extranjero, el director de ProMéxico, Francisco González, despidió a los primeros 25 empleados de ese Fideicomiso que fue creado en 2007 para promover la imagen del país y atraer inversión extranjera.

ProMéxico tuvo un recorte presupuestal de más de casi 40 por ciento este año, por lo que en una primera medida de respuesta tomada por su director general, se cancelará el contrato a un total de 160 colaboradores.

Los problemas económicos de esta institución se agravaron con la llegada de Francisco González, hace 30 meses. Durante su gestión, el número de oficinas de ProMéxico en el mundo pasó de 32 a 48, la mayoría sólo para colocar a sus amigos y recomendados.

Con información de: http://bit.ly/1ntXmm1