CIUDAD DE MÉXICO, 15 de julio de 2019.- Los teléfonos celulares no solo representan el artículo más robado en el país, sino que este delito genera tan solo en la Ciudad de México un mercado negro cuyo valor alcanza los 9 millones de pesos al día, si se considera que cada 24 horas, 1970 aparatos son despojados de sus dueños en algún asalto, hurtados sin violencia o extraviados, según las estimaciones del Consejo Ciudadano para la Seguridad y Justicia en la Ciudad de México.

En entrevista, Salvador Guerrero Chiprés, consejero presidente del organismo señala que son tres las alcaldías que acaparan el 46 por ciento de la incidencia de robos de celulares en la capital del país, se trata de Cuauhtémoc con 20 por ciento, Iztapalapa 18 por ciento y Gustavo A. Madero con un 8 por ciento.

Seguir leyendo en Quadratín México