MORELIA, Mich., 11 de octubre de 2016.- Tras haber declarado el gobernador del estado de Michoacán, Silvano Aureoles Conejo, que la Secretaría de Salud de Michoacán (SSM) presenta un desvío de 9 mil millones de pesos durante los últimos ocho años; su titular Carlos Aranza Doniz aseguró que habrá que esperar a que las auditorias concluyan para comprar tal desfalco.

 

En entrevista colectiva, Aranza señaló que el 70 por ciento de la fiscalización del ejercicio de los recursos del Seguro Popular y de la Delegación Administrativa de la dependencia estatal no tuvieron observaciones de las auditorías durante el 2014.

 

“Nosotros estamos presentando las observaciones que nos han emitido y que estamos precisamente contestando, para que podamos devolver esta información a la auditoria que nos la pidió, y de esta manera poder ver si salimos absueltos o no”.

 

Sobre ello, enfatizó que si bien durante las anteriores auditorias no se encontraron factores que comprueben el desfalco que aqueja a la dependencia desde hace años, aún faltan por revisar algunos expedientes sobre el ejercicio fiscal del año 2015, reconociendo que se han encontrado irregularidades en la delegación administrativa.

 

“Encontraron observaciones dentro de la delegación administrativa, aunque estamos revisando los expedientes para ver si estamos absueltos o no y calculamos que en un mes o más conoceremos el resultado de las auditorias estatal y federal que actualmente revisan los ejercicios fiscales”.

 

Por último, el funcionario aseguró estar en la disposición de acudir a las instancias correspondientes en caso de encontrar algún desfalco dentro de su administración como secretario de salud en Michoacán.