MORELIA, Mich., 29 de marzo de 2019.- Autoridades del Centro Penitenciario David Franco Rodríguez han detectado droga y celulares, así como un caso de extorsión telefónica realizada por un interno, informó su director Felix López Rosales.

“Algún celular, algunas bolsitas con heroína, pero no ha sido mucho, luego se habla de puntas o algunos objetos que son los que ellos mismos utilizan para los talleres, pero se procura que no haya en gran cantidad porque significa un riesgo para la población penitenciaria”, indicó.

El directivo afirmó que desde hace tres meses no han encontrado este tipo de artículos o sustancias ilegales, como “bolsitas” de heroína, cocaína o cigarros de marihuana.

“Siempre estamos cuidando todo aquello que de una manera ilegal se introduce porque es un Centro Penitenciario y las personas privadas de su libertad, algunos de ellos, siempre tratan que algún familiar o alguien les ayude a introducir alguna sustancia u objeto no permitido”, apuntó.

López Rosales informó que el Centro Penitenciario David Franco Rodríguez cuenta con una población de mil 484 internos, entre los que puede haber alguna diferencia. 

Señaló que a las personas privadas de su libertad no se les puede prohibir algunos privilegios, como la tenencia de televisores, aunque indicó que no en las estancias o dormitorios. 

Sobre casos de violencia o abuso de autoridad ejercido por parte del personal de seguridad o custodia hacia los internos, indicó que no tiene conocimiento de ninguno, salvo de dos quejas, una por falta de medicamento y otra hasta porque “lo ven mal”.

“De enero a marzo nada más llevamos dos quejas porque no se le da el tratamiento adecuado, pero es una personita que la traemos desde el (Cereso Francisco) J. Múgica que siempre se está quejando por cualquier situación. Que porque lo ven mal los compañeros de estancia o porque esta enfermo y no puede cargar”, dijo. 

Extorsiones 

El director del Centro Penitenciario reportó que el año pasado se detectó un reo que realizaba extorsiones telefónicas desde el interior del penal, caso por el cual se realizó la denuncia correspondiente ante la ahora Fiscalía General. 

“En este momento no, pero tampoco vamos a decir que no se da en las cárceles. (…) La mayoría de las personas cometen delitos graves y a lo mejor están en actitud de cometer algún otro”, apuntó.