MORELIA, Mich., 17 de enero de 2019.- El sector industrial de Michoacán solicitó al Gobierno del estado revisar el impacto que generará en la industria la aplicación de los nuevos gravámenes ecológicos y el incremento que representa el Impuesto Sobre la Nómina.

Esto, luego de que el gobernador, Silvano Aureoles, anunciara este jueves que, debido la crisis económica ocasionada por el desabasto de gasolina, se cancelaría la ampliación de los nuevos impuestos cedulares y por servicios notariales, que entrarían en vigor a partir de este año.

Y es que a través de su presidente, Ricardo Bernal Vargas, manifestaron que la nueva carga tributaria en materia ecológica y el aumento que tendrá del dos al tres por ciento el impuesto sobre nómina, son los que más afectan al sector industrial.

“Reconocemos la mesura y sensibilidad del gobernador Silvano Aureoles, al suspender de manera definitiva los impuestos cedulares y jurídicos, sin embargo, le solicitamos revisar el impacto que generará a la industria michoacana, la aplicación de los impuestos ecológicos y el incremento del dos a tres por ciento sobre la nómina”, expuso.

Y es que Bernal Vargas apuntó que de seguir adelante con la aplicación de estos impuestos, “se generará, sin lugar a duda, el cierre de importantes industrias y la migración de otras más a estados que sí beneficien y procuren la inversión”.