MORELIA, Mich., 16 de agosto de 2018.-    Los operativos de retiro de comerciantes ambulantes en la zona centro de Morelia y decomiso de mercancías continuarán en las dos semanas que restan de funciones a la administración municipal correspondiente al trienio 2015 a 2018, afirmó José Leonel Alarcón Herrejón, director de Mercados y Comercio en la Vía Pública.

Luego del enfrentamiento en que culminara el operativo desplegado el jueves 16 de agosto en las calles aledañas al mercado Independencia para retirar vendedores no autorizados, Alarcón Herrejón mencionó que la agresividad de los oferentes no impedirá la realización de más acciones para liberar espacios de la presencia de ambulantaje.

Detalló que se pretende replantear la estrategia para evitar que los inspectores de Mercados y Comercio en la Vía Pública resulten lesionados en estos operativos, ante la violencia que muestran los oferentes irregulares.

El funcionario manifestó que al momento se han detectado entre tres y cuatro grupos de comerciantes no tolerados que laboran sobre todo en las calles de Andrés del Río, Vasco de Quiroga, Benedicto López y Ortega y Montañez, además de la avenida Lázaro Cárdenas, con el mercado Independencia como su centro.

Agregó que hasta el 50 por ciento de estos oferentes procede de Chiapas, Oaxaca, Veracruz, Guerrero y Estado de México.

“Vamos a dar continuidad a los operativos, desafortunadamente somos los malos de la película, porque los actos de autoridad siempre generan molestia, pero no podemos ser rehenes de grupos    que afectan a locatarios del mercado Independencia, comerciantes regulares y vecinos”, precisó.

Alarcón Herrejón solicitó además la comprensión de los ciudadanos, debido a que estos intervienen en favor de los ambulantes al detectar la realización de operativos de retiro y decomiso.

“Sabemos que ellos sólo buscan un medio de ganarse la vida, pero es necesario que se cumpla el reglamento de Mercados, que se respete el bando municipal que limita el comercio en el primer cuadro de Morelia y que se atienda a los inconformes con la proliferación del ambulantaje”, explicó.

Alrededor de 100 vendedores ambulantes cuentan con tolerancia para laborar en el Centro Histórico de Morelia, además de que se han detectado entre 200 y 250 oferentes no tolerados, que de manera reincidente buscan el acceso a la zona.

Las multas para los comerciantes no autorizados para trabajar en el Centro Histórico se establecen en un promedio de 100 pesos; en caso de reincidencia, éstas aumentan a 10 días de salario mínimo, 883.60 pesos, y la firma de una carta compromiso de retirarse. De identificarse un nuevo intento por laborar en el área restringida, la penalización se eleva a 20 días de salario mínimo o mil 767.20 pesos.