MORELIA, Mich., 6 de agosto de 2020.- La resistencia de usuarios del transporte colectivo local a portar el cubrebocas persiste, por lo que se invita a los ciudadanos a coadyuvar con los operadores a no dejar subir a esas personas, por la salud de todos.

Por recomendaciones sanitarias y el propio decreto del Poder Ejecutivo, los choferes de la ruta Gris no trasladan a personas sin cubrebocas, condiciones que diariamente provocan la confrontación.

“No es tan fácil pedirle a la gente que se ponga el cubrebocas, en particular con las usuarias, son reacias a seguir las peticiones. Es importante que la gente nos ayude, que no permita que se suban sin las medidas preventivas”, explicó el líder de la ruta, Fernando Orozco Miranda.

Esta oposición o resistencia, añadió Orozco Miranda, “ha llevado a una confrontación permanente”, pero ninguna de estas ha llevado a los golpes ni precisado la presencia de la Policía.

La política de esta organización de transportistas para prevenir los contagios ha sido amplia, declaró el también ex diputado local. 

“Se han sanitizando las unidades, hay un lavadero de manos en la base, para que laven sus manos y la franela en cada vuelta; les invitamos a que traigan un gel a la mano y portar su cubrebocas, de tela, para que puedan lavar entre cada vuelta y vuelvan a usarlo limpio”, enfatizó. 

A la par, Orozco Miranda afirmó que se da atención médica en sus consultorios a quienes tienen algún síntoma de resfriado, dolor o temperatura.