MORELIA, Mich., 29 de marzo de 2020.-El Sindicato Único de Trabajadores de la Universidad Michoacana (SUEUM) pagará las consecuencias de firmar con tres meses de demora la actualización al régimen de pensiones y jubilaciones.
 
Tras el anuncio de la Secretaría de Educación Pública de cancelar las actividades no esenciales y no obstante que este gremio sindical firmara a destiempo la actualización del régimen de pensiones y jubilaciones, condición para acceder a recursos extraordinarios para pago de salarios y prestaciones legales del mes de diciembre de 2019, no podrá acceder a los recursos hasta en tanto no pase la contingencia sanitaria.
 
La administración del rector Raúl Cárdenas Navarro realizó durante todo 2019 una serie de reuniones con los gremios sindicales de la Universidad Michoacana para dar a conocer y ajustar la propuesta de reforma al sistema de jubilaciones y pensiones que estableció la federación para acceder a recursos extraordinarios destinados exclusivamente para pagos de salarios y prestaciones legales.
 
De acuerdo a los testigos escritos y visuales la primera reunión se celebró entre la administración central y los integrantes del Comité Ejecutivo General del Sindicato Único de Empleados (SUEUM) el 7 de mayo de 2019 para dar a conocer el Convenio de Apoyo Financiero de Recursos Públicos no Regularizables y su Convenio de Ejecución, firmado por la administración Nicolaita anterior, el pasado 21 de diciembre del 2018.
 
Luego, el 16 de mayo del año 2019 se reunió el Gabinete de Rectoría con el Consejo General de Delegados del SUEUM, encabezado por su Secretario General, Eduardo Tena Flores, para
dialogar sobre los compromisos que tiene la Casa de Hidalgo con la Federación y crear canales de comunicación para encontrar soluciones de forma conjunta al problema que aqueja a la Universidad.
 
El 14 de agosto del año 2019 se presentó la Propuesta Inicial de Actualización del Sistema de Jubilaciones y Pensiones, en el marco de las acciones y esfuerzos para buscar la viabilidad financiera de la Universidad Michoacana de San Nicolás de Hidalgo, la cual contenía tres puntos importantes:
 
I. Caso del personal académico y administrativo actualmente Jubilado o Pensionado o en activo que cuentan con 25 años o más de servicio, el cual no se modifican las condiciones actuales de jubilación.
 
II. Caso del personal académico y administrativo en activo con menos de 25 años de servicio, tomando cinco variables: Edad Biológica, Tiempo Efectivo Laborado, Salario Regulador, Complementariedad de la Pensión del IMSS y Constitución de un Fondo de Aportaciones.
 
III. Caso de futuras generaciones académicas y administrativas a ingresar, proponiendo un esquema de jubilaciones y pensiones que permita la viabilidad de la Universidad en el largo plazo, tomando en cuenta cinco variables: Edad Biológica, Tiempo Efectivo Laborado, Salario Regulador, Complementariedad de la Pensión del IMSS y Constitución de un Fondo de Aportaciones.
 
El 5 de septiembre de 2019 se continuó con el diálogo entre la autoridad universitaria y el Consejo General de Delegados del Sindicato Único de Empleados de la Universidad Michoacana para analizar la Propuesta Inicial de Actualización del Sistema de Jubilaciones y Pensiones, en el marco de las acciones y esfuerzos para buscar la viabilidad financiera de la Universidad Michoacana de San Nicolás de Hidalgo.
 
Pero no fue si no hasta el 9 de diciembre del 2019 que la autoridad universitaria entregó la Propuesta Final de Actualización del Sistema de Jubilaciones y Pensiones a los sindicatos universitarios, el cual toma tres casos:
 
a) Personal jubilado y jubilables, los cuales no se modifican las condiciones actuales de jubilación;  b) Personal con menos de 25 años de servicio, de los cuales se toman tres variables para su modificación, la edad biológica, tiempo efectivo laborado y el salario regulador, aumentando 2 meses por cada año faltante para cumplir la edad de jubilación; y c) Futuras generaciones, el cual toma cinco variables que son la edad biológica, tiempo efectivo laborado, salario regulador, complementariedad de la pensión del IMSS y constitución de un fondo de aportaciones.
 
En cada una de las reuniones acaecidas en 2019 la dirigencia del SUEUM se limitó a posponer su aprobación, por lo que sus agremiados pagan ahora las consecuencias de no haber firmado en tiempo y forma el citado régimen y acceder de esta forma a los recursos extraordinarios. La firma se hizo apenas el pasado 18 de marzo, cuando la contingencia del Covid-19 ya estaba en su primera fase en el país.
 
Se espera que en las siguientes semanas la Secretaría de Educación Pública regrese a la normalidad y la autoridad central de la UMSNH de seguimiento a los trámites legales para obtener los recursos necesarios para el pago de salarios y prestaciones legales de diciembre de 2019.