MORELIA, Mich., 13 de junio de 2019.- El primer informe trimestral del gasto del Congreso del Estado, presentado por el Comité de Administración y Control y la Junta de Coordinación Política fue aprobado por mayoría, pero cuestionado por las diputadas Zenaida Salvador y Cristina Portillo.

Portillo fue ignorada ya que propuso no votarse porque los diputados no conocen los anexos, pero su propuesta no se discutió ni votó y el informe como tal pasó de panzazo con 21 votos a favor, seis en contra y cero abstenciones.

En ese periodo registraron ingresos por transferencias por 242 millones 865 mil 328 pesos y el gasto fue de 204 millones 990 mil 960 pesos, lo que implica un subejercicio de 37 millones 874 mil 368 pesos, pero no se explica en que se gastó un solo peso, menos porque no se ejerció lo presupuestado.

La diputada Zenaida Salvador reclamó desde la tribuna a los integrantes del Comité de Administración y Control y a los de la Junta de Coordinación Política que su obligación era presentar la información de forma clara, completa y precisa sobre todo porque son quienes tienen la responsabilidad legal, moral y civil de rendir cuentas claras.

“El informe parece una burla más que una intención clara de poder informar el verdadero estado financiero de las cuentas del Congreso, la Ley General de Contabilidad Gubernamental exige registros auxiliares que muestren los avances presupuestarios y contables que permitan realizar el seguimiento y evaluar el ejercicio del gasto público, así como el análisis de los saldos contenidos en sus estados financieros y lo que presentan no tiene más que datos generales y escuetos de lo ejercido. ¿Dónde quedó el compromiso de transparencia que tanto predicamos?”

Solicitó le proporcionen el balance financiero real, completo y claro de la asignación del presupuesto, así como el estado financiero del gasto correspondiente al primer trimestre ya ejercido y los invitó a que no quede en palabras la transparencia de los recursos, ser congruentes con sus acciones y hacer la diferencia que requiere la sociedad, quien fue la que los puso en el Congreso.

Portillo señaló que el informe no estaba firmado por los coordinadores de Morena ni del Partido del Trabajo, seguramente porque solo se enunciaban los apartados del índice, presupuesto, calendario anual, estado de actividades, estado de situación financiera, flujos de efectivo, las notas, el estado analítico por capitulo y concepto, pero contiene los anexos con esa información, documentos todos que solicitó antes de someterse a votación, pero su demanda no tuvo eco alguno.