Atención

Con el propósito de ofrecer una mejor experiencia dentro de nuestro sitio web, le sugerimos que actualice su navegador, ya que usted cuenta con una versión de internet explorer antigua, que ya no tiene soporte por parte de microsoft y que representa un riesgo de seguridad para usted.

Sigue nuestra transmisión en vivo.
Click para seguir la transmisión
x
Foto: Leopoldo Hernández/Quadratín

Inviable, creación de banca migrante: se requieren 600 mdp

Rebeca Hernández/Quadratín
 
| 14 de noviembre de 2017 | 15:07
 A-
 A+

MORELIA, Mich., 14 de noviembre de 2017.- La creación de una banca migrante es inviable porque la ley no permite al estado tener un banco y porque se requerirían de 600 millones de pesos para crearlo, los cuales no se tienen, afirmó el secretario del Migrante, José Luis Gutiérrez Pérez.

Actualmente, las tiendas departamentales que ofertan la recepción de remesas oscila entre los cinco y los 15 dólares por cada 300 dólares que se cobran en México, y muchos migrantes siguen usando esos servicios porque desconocen que pueden tener una cuenta, ya sea en Estados Unidos o en México, y retirar con una tarjeta de débito la cual no tiene costo alguno, indicó el funcionario.

En 2016 se recibieron 2 mil 748 millones de dólares en el estado y este año se espera cerrar con un crecimiento de 6.6 por ciento, indicó el funcionario, en entrevista colectiva realizada en el foro Agenda migrante y su innovación ante los nuevos retos de la sociedad michoacana, organizado por la Comisión de Migrantes del Congreso del Estado.

Lo que se está haciendo es firmar convenios con empresas que trabajan con tarjetas de débito para impartir talleres de bancarización, tanto en Estados Unidos como en los municipios, para que la transferencia de recursos se haga mediante el mecanismo de tarjetas de débito.

Gutiérrez Pérez señaló que los ingresos por remesas representan el 13.5 del Producto Interno Bruto del estado, por lo que gran parte de la economía está determinado por esos ingresos que calificó como un acto de amor de los michoacanos en Estados Unidos hacia sus
familiares.