MORELIA, Mich., 6 de noviembre de 2015.- A consecuencia del cese en operaciones de casi el 90 por ciento en ArcelorMittal, el alcalde de Lázaro Cárdenas, Armando Carrillo Barragán, declaró que se visualiza un panorama “desalentador” para el municipio, al ser esta la principal fuente económica tanto para la localidad, como para el propio estado.

Si bien reconoció que las inconsistencias en la empresa siderúrgica  se deben a los bajos costos de acero que existen en el continente asiático, resaltó que las complicaciones a nivel municipal han sido “caóticas”, pues los salarios de los trabajadores se han reducido hasta en un 50 por ciento.

El edil dio a conocer que actualmente es tan sólo un horno el que se mantienen funcionando en ArcelorMittal, y éste último también podría cesar su operación por la competitividad internacional que existe sobre el mineral.

Al ser cuestionado sobre si se podría solicitar el despliegue de programas de empleo temporal en la región, manifestó que actualmente ya fueron implementadas estas acciones por el gobierno estatal. Sin embargo, lamentó que esta alternativa no ha funcionado, pues la derrama económica es insuficiente para el óptimo desarrollo de la localidad.

Dijo en entrevista que es necesario que los gobiernos estatal y federal  desarrollen un esquema de financiamiento eficaz, con la finalidad de contrarrestar la crisis que el cese en la operación de ArcelorMittal ha ocasionado en la región costera de Michoacán.