MORELIA, Mich., 8 de julio del 2013.- La Universidad Michoacana de San Nicolás de Hidalgo (UMSNH) participará junto con otras instituciones públicas en una reunión entre la Asociación Nacional de Universidades e Instituciones de Educación Superior (ANUIES) y la Secretaría de Educación Pública (SEP) para abordar los temas de los presupuestos multianuales y un posible incremento del subsidio por estudiante que reciben las universidades estatales que destacan por sus indicadores de calidad académica.

 

Lo anterior fue informado por el rector Salvador Jara Guerrero, quien se reunió la semana anterior con el nuevo Secretario General Ejecutivo de la ANUIES, Enrique Fernández Fassnacht, quien reconoció la necesidad de las instituciones de educación superior que arrastran un déficit financiero derivado de un problema estructural en la integración de los presupuestos por parte de la federación.

 

Dicho problema estructural ocasiona que año con año las universidades estatales realicen gestiones ante los congresos estatales y el federal para subsanar su déficit acumulado; por ello, de concretarse el incremento al subsidio por estudiante se obtendrían mayores recursos para instituciones como la UMSNH que se encuentra entre las 10 mejores del país por sus indicadores de calidad en diversos rubros, pero recibe menos dinero que otras universidades.

 

En este sentido, el tesorero universitario, Horacio Guillermo Díaz Mora, expuso que la diferencia entre el presupuesto aprobado que es de 2 mil 271 millones de pesos y los gastos irreductibles de la Universidad que ascienden a 3 mil 323 millones de pesos, arroja una diferencia de mil 52 millones de pesos.

 

Díaz Mora subrayó que de dicha diferencia entre lo aprobado y el gasto real, la Universidad requiere forzosamente, por los compromisos adquiridos con sindicatos, pensiones, jubilaciones, casas de estudiante, gasto corriente y de operación, entre otros rubros, por lo menos 676 millones  que deberán ser regularizados por parte del Congreso y el Ejecutivo estatal, los cuales confían recibir en el transcurso del presente ejercicio fiscal.

 

De no regularizarse esos 676 millones de pesos, el déficit proyectado se incrementaría de 405 millones a mil 52 millones de pesos a finales de este año.

 

En este sentido, el rector destacó la gestión que se ha realizado de manera conjunta con el Gobierno del Estado ante la SEP y los legisladores federales para que se reconozcan las necesidades de la Universidad Michoacana y los compromisos que tiene con  los gremios de profesores y empleados.

 

Ambos funcionarios universitarios confiaron en que los resultados de dichas gestiones se materialicen y comiencen a fluir recursos regularizados a partir del mes de agosto, una vez que haya iniciado el nuevo ciclo escolar en la UMSNH.

 

Respecto a los presupuestos multianuales, señalaron que permitirían, en principio, que las universidades atiendan asuntos de carácter académico, científico, cultural y deportivo, así como de la generación del conocimiento, en lugar de preocuparse por gestionar recursos económicos, que es parte del origen de dicho problema estructural.