MORELIA, Mich., 4 de julio de 2020.- Con el reto de revivir un partido catatónico, Jesús Hernández se desmarcó del grupo de Chon Orihuela y puntualizó que su arribo a la dirigencia estatal del PRI no es producto de la cuota a grupos, sino derivada de una base estatuaria.

No sabe cuánto tiempo durará al frente de la dirección interina, pero anunció que iniciará un recorrido en todo el estado para impulsar al priismo michoacano.

En su primera conferencia de prensa, Jesús Hernández se declaró un priísta de casa, puro, institucional, más allá de grupos o castas.

“Soy de todos, no solo de unos cuantos”, refirió el ex líder de la Confederación Nacional de Organizaciones Populares.

Se defendió, él y el procedimiento bajo el cual fue designado y señaló que su carta de servicio había de quién es Jesús Hernández.

Según su curriculum, Jesús Hernández, nació en 1956, es egresado de la Facultad de Derecho de la Universidad Michoacana y tiene estudios de posgrado en especialidad es finanzas públicas en el INAP.

Ha sido delegado de la CNOP Veracruz y Chiapas, y del CEN del PRI, en Chiapas, Hidalgo, Guerrero, Veracruz y Tabasco.

En Michoacán fue dirigente del Movimiento Territorial, Secretario General del CDE del PRI, CNOP y del MNJR en la entidad.

“No venimos a atender afectos, venimos a ser trasparente ante la militancia”, ofreció.