MORELIA, Mich., 8 de julio de 2020.- Una ley exclusiva para la prevención y atención del cáncer de mama ya que la Ley de Salud solo contiene algunos preceptos, pero no se detallan los lineamientos y procedimientos necesarios para la debida atención y combate al padecimiento, propuso la diputada Wilma Zavala.

En la Unidad de Especialidades Médicas dedicada al Cáncer de Mama se atienden anualmente más de 350 pacientes, por lo que se podría decir aparentemente que la Secretaría de Salud cumple con la detección temprana y su tratamiento oportuno, indicó en la exposición de motivos.

Sin embargo, el seguimiento de estas pacientes no es integral ni conclusivo, ya que la atención debe ser de inicio a fin y además del tratamiento médico, debe garantizarse el quirúrgico como parte de la rehabilitación indispensable mediante la inclusión de reconstrucción mamaria.

A pesar de ello, es preciso reiterar que la prevención sigue y seguirá siendo la herramienta más importante en la lucha contra esta enfermedad, aunque persiste la falta de información adecuada y la carencia de un enfoque de género en la elaboración de políticas públicas en materia de salud.

Indicó que su propuesta de ley tiene como propósito impulsar un programa local respaldado y armonizado con la federación, en donde además de la creación de una Junta encargada de supervisar exclusivamente la materia, se establece una mayor coordinación y representación entre las demás autoridades competentes, para que trabajen en conjunto la promoción de la salud, prevención y atención de esta, incluyendo la incorporación del enfoque de género para que la Secretaría de Salud sea el eje rector.

También se contempla el rigor en la verificación de los aparatos que se utilizan para detectar el cáncer de mama, ya que actualmente existen establecimientos públicos y privados que proporcionan al paciente diagnósticos incorrectos, para lo cual es indispensable garantizar la calidad de las mastografías y así combatir el déficit que se tiene en la materia.

Se establece la obligación del Gobierno del Estado y del Congreso de destinar recursos remarcando la importancia de esclarecer el presupuesto otorgado a diversas instituciones y delegaciones que tienen subejercicios y operan los servicios de cáncer de mama, ya que es indispensable que estén certificados y el personal sea capacitado.

Zavala  insistió en la necesidad de que el gobierno regule los servicios de atención al cáncer de mama que prestan las instituciones públicas y privadas a fin de abordar el problema de salud de manera eficaz y eficiente, con la coordinación entre los tres niveles de gobierno que garantice que se cuente con la tecnología y la infraestructura necesaria para atender a mujeres y, en su caso, a hombres.

Hasta el momento, ya hay cinco Estados en el país que cuentan con una ley similar; Veracruz, Sonora, Guerrero, Puebla y Ciudad de México, mientras que otros se encuentran en el proceso de aprobación, como Guanajuato, Jalisco y Nuevo León.