MORELIA, Mich., 21 de septiembre de 2018.- El Congreso del Estado podría caer en responsabilidad por haber omitido varios procedimientos en la Auditoría Superior de Michoacán (ASM) que son de urgente resolución y que en la pasada legislatura no se pudieron concretar, advirtió la diputada Yarabi Ávila González.

Indicó que uno de los grandes pendientes es la reingeniería del órgano fiscalizador que incluye la selección de perfiles, la capacitación, los manuales de organización y de procedimientos y el reglamento de viáticos el cual iba a entregar la Secretaría de Administración y Finanzas, pero no lo hizo.

También están pendientes varios nombramientos como el del titular de la Unidad de Evaluación y Control Interno que no se pudo concretar porque algunos diputados querían que fueran sus asesores cuando es un cargo que debe estar al margen de los partidos políticos ya que será quien sancione las fallas no graves.

Falta hacer también la designación del auditor de fiscalización municipal, que concluyó su periodo el pasado 11 de Julio y el puesto está vacante, así como la del director jurídico, aunque ya con menos facultades en el marco del Sistema Estatal Anticorrupción.

Como presidenta de la Comisión Inspectora de la ASM en la 73 Legislatura, informó que elaboró un documento que entregará a los presidentes de la Mesa Directiva y de la Junta de Coordinación Política para que a su vez lo hagan llegar a los integrantes de la nueva comisión que se forme en la 74 Legislatura para que conozcan que se hizo y que no y los motivos por los que no se pudo hacer.

Ávila González dijo que le gustaría presidir esa comisión, pero hay varios diputados que también aspiran a presidirla, aunque dijo que con ser integrante puede dar seguimiento a todos los pendientes que ya urge resolver.