MORELIA, Mich., 5 de diciembre de 2021.- La Auditoría Superior de Michoacán (ASM) no puede volver a ser un botín de los diputados en turno, como lo fue durante muchos años, afirmó la presidente de la Mesa Directiva del Congreso del Estado Adriana Hernández.

Con la autonomía presupuestal y la independencia técnica y de gestión que se le dio hace apenas dos años, seguramente se han pisado algunos callos y se tendrán que pisar más, pero es necesario, es importante y se debe hacer, indicó.

“Yo desde hace varios años lo he comentado, hay espacios en los que no se debe seguir con el reparto de posiciones porque jamás habrá institucionalidad; había muchísimas quejas de los alcaldes porque iban los auditores y les cobraban, había mucha corrupción porque no había recursos, todo se repartía entre los diputados y los auditores no tenían viáticos e iban y les pedían a los alcaldes y se perdía la garantía de un trabajo imparcial.

“Si lo que queremos todos es transparencia, rendición de cuentas, tenemos que seguir fortaleciendo la Auditoría y no estar pensando en poner al amigo o al cuate que nos vaya a cuidar las espaldas”, señaló la diputada del Partido Revolucionario Institucional (PRI).

Consideró la legisladora que durante la pandemia no se avanzó como se hubiera querido porque se suspendieron varios acuerdos con la Auditoría Superior de la Federación (ASF), pero ya hay toda una planeación y el próximo año va a haber un fortalecimiento de las auditorías superiores de los estados de la mano de la ASF.

Desde su punto de vista, la propuesta desaparecer la Unidad Programática Presupuestaria (UPP) de la ASM es un asunto político y el Gobierno del estado está apostando a que la mayoría de los diputados aprueben su desaparición, aunque no haya justificación alguna para hacerlo, más allá de la persona que esté al frente.

Además, señaló, ya hay un mandato del Congreso que determinó, por votación, que se creara una UPP, hay un dictamen de la Comisión Inspectora que determinó el presupuesto de la Auditoría, hay una votación en pleno de ese dictamen y hubo incluso en sesión una modificación con la se aumentó el presupuesto a ese órgano técnico del Congreso del Estado.