MORELIA, Mich., 5 de febrero de 2018.- El presidente de la Junta Local del Instituto Nacional Electoral (INE), David Alejandro Delgado Arroyo, aseguró que las acciones de fiscalización no están dirigidas de manera particular contra un candidato u otro, sino que se llevan a cabo parejo en los términos establecidos en la ley.

En entrevista con Quadratín, sobre las declaraciones del precandidato perredista Carlos Torres Piña, quien dijo percibir una fiscalización extraordinaria dirigida a su campaña, el delegado del INE en Michoacán negó tal.

Cabe recordar que, en el caso de la precampaña, el tope de gastos para los precandidatos al Senado de la República es de 2 millones 600 mil pesos.

Explicó que el INE cuenta con un equipo de 12 auditores y 12 más monitoristas de fiscalización que acuden a tomar nota de los gastos que se observan en los actos de precampaña.

“No hay ninguna intencionalidad contra nadie; los auditores asisten a todos los actos de precampaña anunciados; no importa de qué partido o coalición se refiera; lo que estamos detectando es que no todas las coaliciones en este momento tienen precandidaturas registradas”, expuso.

Explicó que para que los emisarios del INE puedan acudir a los actos de precampaña, los precandidatos debieron subir su agenda a las plataformas de la institución.

Detalló que los precandidatos deben registrarse en el Registro Nacional de Precandidatos, y dado este paso automáticamente ingresarán al Sistema Integral de Fiscalización, por lo que tienen la obligación de reportar sus operaciones de ingresos y egresos dentro de los tres días siguientes a que se ejecuten, así como su agenda de actos.