MORELIA, Mich., 15 de abril de 2018.-  Un protocolo de seguridad, no guardaespaldas, requiere la población para tener certidumbre respecto de un proceso electoral sin amenazas ni riesgos, explicó Marko Cortés Mendoza, diputado federal por el Partido Acción Nacional (PAN).

Expresó que el país y la entidad requieren que se implemente un protocolo de seguridad que contenga medidas que garanticen que los ciudadanos puedan participar seguros en el proceso comicial en curso.

Reiteró que es imperativo que la población tengan la confianza de que el próximo 1 de julio podrá acudir con tranquilidad a votar sin ser objeto de amenazas o riesgos.

Este protocolo, detalló el también coordinador parlamentario del PAN en la cámara de diputados federal, no debe ser exclusivo para candidatos ni debe limitarse a asignar seguridad adicional a los abanderados de los partidos políticos y los aspirantes independientes, sino que debe comprender desde la logística de los eventos y actividades hasta la presencia continua y cercana de las policías para generar un efecto disuasivo.

Luego de mencionar que los candidatos del PAN no han requerido de apoyo adicional para su seguridad personal, Cortés Mendoza destacó que “la seguridad debe ser para todos los ciudadanos, no exclusivo para los candidatos, sino para todos los que desean participar, de manera activa o no, en el proceso electoral”.

Lamentó que, desde su perspectiva, las autoridades federales, estatales y municipales no han emitido este protocolo con base en la coordinación de los niveles e instancias gubernamentales, pese a que “su responsabilidad es darnos seguridad, pero no lo han hecho”.