MORELIA, Mich., 23 de mayo de 2020.-Ante el incesante avance de los contagios por coronavirus en México y Michoacán, la Iglesia Católica acordó prolongar la realización de misas a puertas cerrada hasta el 15 de julio, informó el Arzobispo de Morelia, Carlos Garfias Merlos.

La medida, subrayó, busca evitar que la Iglesia sea un factor de contagios masivos, por lo que en tiempos de pandemia buscaremos respetar las indicaciones de la Secretaría de Salud Federal.

“Continuaremos acatando estas disposiciones durante todo el mes de mayo y posiblemente hasta la primera quincena de junio. Oportunamente se les darán las indicaciones, dependiendo de la evolución de la pandemia, para continuar durante el mes de junio.

En los lugares donde sea posible, puede empezarse a atender grupos de forma presencial teniendo un cuidad sanitario minucioso y número limitado de asistentes”, puntualizó.

“Si abrimos los templos para celebrar misas habría muchos contagios de coronavirus y nos echarían la culpa a la Iglesia”, consideró el jerarca católico.