MORELIA, Mich., 14 de mayo de 2013.- Al proponer la desaparición de poderes en Michoacán, el PAN pretende generar una cortina de humo ante el escándalo de la denuncia que presentó Pemex ante una Corte de Nueva York, en contra de José César Nava Vázquez, ex dirigente de ese partido, por su presunta participación en una conspiración criminal de las empresas Siemens y SK Engineering para defraudar a Pemex, aseguró el dirigente del PRI en Michoacán Oswaldo Fernández.

De acuerdo con un comunicado de prensa, en relación al tema, añadió que dicha defraudación se registró durante las obras de reconfiguración de la Refinería de Cadereyta, en Nuevo León.

Agregó que en mayo de 2002, según documentos de Pemex, César Nava impidió que una representante de la paraestatal cumpliera con la orden de entregar en dos bancos de Korea, los requerimientos para exigir el cobro de cartas de crédito por más de 13 millones de dólares, a favor de Pemex.

El Senador por Colima Jorge Luis Preciado pretende –dijo- desviar los reflectores con la estridente solicitud de desaparecer los poderes en Michoacán.

Fernández Orozco puntualizó que “nos indigna que en un claro afán protagónico haya quienes de forma irresponsable hablen de desaparecer los poderes en Michoacán, medida que lejos de ayudar a la entidad sólo generaría inestabilidad”.

Enfatizó que afirmar que en Michoacán no hay un Gobernador, es desconocer la determinación del Congreso de Michoacán que designó a Jesús Reyna García como Gobernador Interino, situación contemplada en la Constitución de Michoacán.

El líder del priísmo estatal consideró que cuando el Senador de Colima señala que se vive una grave inseguridad en los 113 municipios, simplemente habla con la seguridad que le da la ignorancia, pues es en dos municipios que son Buenavista Tomatlán y Tepalcatepec, donde exclusivamente existen las situaciones que refiere el Senador pretendiendo generalizarlas en otros 111 municipios.

Agregó finalmente que cuando se afirma que hay un vacío de poderes, el legislador panista desconoce no sólo al ejecutivo, sino al legislativo y al judicial, mostrando falta de respeto por la soberanía del Estado. “Parecería que hay algunos que lejos de buscar el bienestar de Michoacán, sólo buscan sacar ventaja política con la estridencia mediática”, sentenció.