MORELIA, Mich., 4 de junio de 2014.- El encargado del despacho de la Secretaría de Gobierno, Marco Vinicio Aguilera Garibay reconoció que Michoacán atraviesa por una etapa especial que obliga a imponer y crear una nueva estructura constitucional que armonice a la sociedad y privilegie el fortalecimiento de la cultura de los derechos humanos.

Al inaugurar el segundo Foro Nacional de Derechos Humanos y Seguridad Pública, el ex procurador de justicia dijo que en materia de derechos humanos los michoacanos no solo son víctimas de los cuerpos policiacos, sino también de afrentas entre particulares en franca alusión a las acciones emprendidas por grupos delincuenciales contra los distintos grupos sociales en la entidad.