MORELIA, Mich., 18 de enero de 2015.- Es el momento de buscar los acuerdos necesarios apelando a la sensibilidad de todas las fuerzas políticas para lograr el nuevo comienzo que Michoacán necesita, “dejemos de lado las visiones unipersonales y egoístas que han sido insuficientes, hay  que pensar en la agenda común que tiene que partir de la base de los ciudadanos”, convocó el Presidente de la Mesa Directiva de la Cámara de Diputados, Silvano Aureoles Conejo.

 

De acuerdo con un comunicado, deben ser los michoacanos con su participación de donde debe partir la construcción de las políticas públicas y los programas de gobierno; escucharlos para devolver la confianza en las instituciones, “los ciudadanos han castigado la forma de actuar de algunos servidores públicos y es hora de escucharlos para colocarlos en el centro de todo”, mencionó el legislador.

 

Respecto a la etapa electoral en la que se encuentra inmerso el estado, Silvano Aureoles pidió a todos los institutos políticos cuidar el proceso y motivar la asistencia de los ciudadanos, pues “son lo más importante”. Adelantó, que frente a los pronósticos que vaticinan una baja participación, es necesario que los partidos privilegien la propuesta y tengan como objetivo la construcción de una agenda común donde el interés superior sean los habitantes de la entidad.

 

Sobre las circunstancias extraordinarias que se viven en algunas regiones del estado, el diputado federal solicitó a todos los poderes y niveles de gobierno, además de los órganos electorales, locales y federales, procurar las condicione mínimas indispensables para que la contienda se desarrolle de manera equitativa, “mientras la competencia sea de propuestas vale la pena; y que sean los ciudadanos quienes tomen la decisión final, eso ayuda a Michoacán”.

 

Recordó que ahora los escenarios son distintos pues el Congreso de la Unión autorizó nuevas reglas para los procesos, y pidió a la autoridad electoral que estén atentos para que el triunfo se obtenga con propuestas y no con la utilización desmedida de dinero, “este fue el objetivo de la reforma político-electoral que aprobamos, además de otorgar mayores herramientas que motiven la participación ciudadana”, concluyó.