MORELIA, Mich., 13 de noviembre de 2015.- La senadora de la República, Iris Vianey Mendoza, llamó a reconsiderar la fecha del apagón analógico, a fin de no limitar la proyección informativa en el país, y garantizar la vigencia de las televisoras públicas.

“Las sedes públicas entran en un proceso muy complicado, ya que las que no cumplan con los requerimientos antes del 31 de octubre, como podría ser el caso del Sistema Michoacano de Radio y Televisión (SMRTV), simplemente van a desaparecer”, advirtió la senadora emanada del Partido de la Revolución Democrática (PRD).

Tras resaltar que no existe “voluntad política” sobre el tema, la oriunda de Apatzingán lamentó que la aplicación digital en la señal televisiva pronosticada para finales de diciembre, impactaría de manera negativa sobre la ciudadanía, pues desde su apreciación los mexicanos se estarían viendo limitados en esta fuente de información y entretenimiento.

En entrevista con Quadratín, la senadora detalló que las radiodifusoras comunitarias y las televisoras públicas, serán además de la ciudadanía, las principales afectadas, pues según dijo, no se encuentran listas para dejar a un lado la señal análoga.

En el caso especifico del Sistema Michoacano de Radio y Televisión, especificó que esta televisora de carácter público requiere de una inversión inicial de 60 millones de pesos, los cuales tendrían que ser gestionados de manera“exprés” por la 73 Legislatura del Congreso Local.

Según comentó, posterior a ello la televisora del estado requeriría un recurso aproximado a los 300 millones de pesos, para restablecer de manera total la señal y transmitir de manera digitalizada.

La senadora perredista por Michoacán, enfatizó que gran parte de la población en el estado se vería afectada, al tomar en cuenta las deficiencias económicas que existen en la entidad.

Pese a reconocer que se han hecho considerables esfuerzos a través de la Secretaría de Desarrollo Económico sobre el reparto de televisores digitales a nivel nacional, aseguró que más del 50 por ciento de la población  en Michoacán no gozaría de esta señal.

Iris Vianey Mendoza, subrayó que en situación de contingencia como la del Huracán Patricia,  las consecuencias serían caóticas, por la desinformación que existiría en torno a las recomendaciones.

“No se trata de dejar de ver a Laura Bozzo o ‘La Rosa de Guadalupe’, se trata de que no se garantizará la señal de televisión para los mexicanos”, remató.