MARAVATÍO, Mich., 25 de marzo del 2014.-El mayor activo del PRD es su militancia, es su gente, sus activistas y liderazgos, hay que construir, hay que proponer, hay que ir adelante, esa es mi convicción, el diálogo genera confianza y a eso convoco al PRD en Michoacán,  señaló  el candidato a la Presidencia del PRD Michoacán, Pascual Sigala.

Según un comunicado, al encabezar una reunión de trabajo con liderazgos, consejeros, militantes y simpatizantes de este distrito electoral, aclaró que no habrá determinaciones personales en caso de llegar a un acuerdo para encabezar la próxima dirigencia del Sol Azteca, sino que dependerá del consenso de los consejeros de Foro Nuevo Sol y de los aliados a su candidatura. “No habrá decisiones personales, las tomaremos en consenso, en equipo y juntos determinaremos el nuevo rumbo del PRD en Michoacán”, expresó.

Sigala Páez manifestó que se debe respetar el principio básico de la convivencia interna del partido, y aseguró que aunque es respetable la intención de promover una candidatura de unidad, ésta no se impone.

El ex Diputado Federal dijo también que mantiene su aspiración a presidir este partido y reiteró su respeto y consideración a quienes han decidido participar, “confío en que el proceso de cambio en la presidencia estatal del Partido de la Revolución Democrática (PRD) no sea en ningún momento una posibilidad de divisiones y separaciones dentro de ese instituto político”.

El también consejero nacional del PRD dijo que en la última semana de campaña que resta previo al Consejo  Electivo continuará  con un trabajo intenso de reuniones de trabajo, encuentros con los liderazgos y visita a las regiones y distritos, para ir concretando la ruta de unidad y fortaleza, en la cual  participarán todos los militantes del PRD.

Finalmente mencionó que seguirá promoviendo una política de alianzas con los liderazgos, organizaciones sociales y la base social del partido, y recalcó que el PRD debe prepararse para enfrentar un proceso electoral muy complejo y difícil en el 2015, en donde los retos pondrán a prueba la capacidad de los partidos y de las instituciones, y por ende,  el PRD en Michoacán requiere de una Presidencia fuerte, sólida y con capacidad de concretar acuerdos con todos los sectores políticos, sociales y económicos de la entidad.