URUAPAN, Mich., 14 de mayo de 2013.-  Tras la renuncia de Ana Margarita King Hayata como directora general del DIF municipal de Uruapan, el H. ayuntamiento autorizó por unanimidad al presidente Aldo Macías Alejandres, a que designe a un encargado de despacho, persona que tendrá todas las facultades que confiere la Ley Orgánica Municipal del Estado de Michoacán para desempeñar su labor.

 

De acuerdo con un comunicado de prensa, lo anterior ocurrió en sesión ordinaria de cabildo, en la cual se estableció que la persona que se encargue de la dirección del DIF local, tendrá un periodo de cuatro meses para alistar el reglamento de reestructuración del organismo, a fin de que sea una institución desconcentrada, que tenga personalidad jurídica y patrimonio propio.

 

En su intervención, el presidente Aldo Macías Alejandres destacó la importancia de reestructurar el DIF municipal para fortalecerlo y darle certidumbre legal a su administración.

 

Adelantó que la persona que designe como encargada del despacho, debe cumplir con un perfil que incluya vocación de servicio hacia los sectores más vulnerables de la población y calidad en el trabajo para llevar por buen camino a dicha institución de asistencia social, que dijo, debe ser el rostro sensible de Uruapan.

 

En otro asunto, el H. ayuntamiento declaró recinto cultural de los uruapenses al inmueble que alberga la Casa de la Cultura, en el andador García Ortiz No. 1 en el centro de la ciudad

 

El punto de acuerdo fue unánime e incluye que el edificio señalado será destinado únicamente para llevar a cabo eventos encaminados a promover y fomentar la cultura y que sus espacios no sean utilizados para oficinas de ningún orden de gobierno ni institución alguna, salvo las necesarias para administrar y conservar el inmueble.

 

Asimismo, se estableció que para fortalecer dicho acuerdo, se elaborará el reglamento de uso y conservación del recinto cultural señalado. El tema fue sometido a la sesión por parte de la regidora Araceli Martínez Méndez, quien expresó que es una medida encaminada a proteger el patrimonio cultural con que cuenta este municipio.

 

Por otro lado, se autorizó destinar hasta 200 mil pesos del erario municipal para el proyecto de producción de muebles de madera rústico, a implementarse en la comunidad de Capacuaro, en donde se pretende beneficiar a 40 familias.

 

Se trata de un proyecto productivo que involucra una inversión total de un millón 200 mil pesos, de los cuales, el gobierno federal aportará el 50 por ciento del total, a través de la comisión nacional para el desarrollo de los pueblos indígenas (CDI), mediante el programa de coordinación para el apoyo de la producción indígena (Procapi).

 

Se acordó que la participación municipal estará condicionada a la participación estatal y la de los beneficiarios.