MORELIA, Mich., 16 de noviembre de 2020.- Comerciantes informales dispondrán de la Jornada Navideña como alternativa para impulsar su reactivación económica, ante la suspensión de los festejos guadalupanos, que tradicionalmente se llevan a cabo en las inmediaciones del Santuario Guadalupano, del 20 de noviembre al 12 de diciembre, refirió Humberto Arróniz Reyes, secretario del Ayuntamiento.

Luego que integrantes de la Confederación de Organizaciones Populares amagaran con instalarse en las inmediaciones del Santuario Guadalupano, las plazas Jardín Morelos y Azteca y la calzada Fray Antonio de San Miguel, pese a la negativa de la administración municipal a propiciar concentraciones de personas y eventos masivos por la pandemia de coronavirus (Covid 19), expresó Arróniz Reyes que “entendemos la situación complicada que atraviesan, pero en estos momentos la vida es el valor supremo que debemos salvaguardar”.

Agregó que, no obstante, para paliar la crisis que experimenta el comercio popular, se autorizó por el municipio la realización de la Jornada Navideña, que tendrá lugar en el mercado Independencia en las últimas semanas de este año.

Además, los comerciantes informales han continuado sus actividades en tianguis y otros sitios donde ellos han solicitado y las condiciones son adecuadas para evitar aglomeraciones que pongan en riesgo la salud de la población.

Arróniz Reyes mencionó que en Morelia no han decaído las cifras de contagios por infección por Covid 19, al contrario, y “no encontramos la manera de garantizar que no se concentrarían demasiadas personas en los festejos guadalupanos, por lo que decidimos optar por su suspensión”.

Respecto del posible uso de la fuerza pública para disuadir la instalación de comerciantes informales, que se prevé para el 19 de noviembre, el secretario del Ayuntamiento señaló que “no se trata de envalentonarse o de medir fuerzas”, a la vez que llamó a la cordura y a “actuar con prudencia” a los vendedores.

“Ellos saben la situación extraordinaria por la pandemia… ya vendrán otras temporadas; por ahora, si se recrudecen los contagios, podríamos llegar a un cierre de negocios, como en Ciudad de México, y ellos se verían aún más afectados”, explicó.

Tras aseverar que la administración municipal se mantiene en “contacto permanente” con los dirigentes de las uniones de comercio popular, Humberto Arróniz confió en que los oferentes determinarán no instalarse y apegarse a los lineamientos de prevención de contagios establecidos en Morelia.

Suman 30 las uniones de comercio popular agremiadas a la Confederación de Organizaciones Populares que establecieron que, de no obtener el permiso del ayuntamiento de Morelia para llevar a cabo los festejos guadalupanos, con la implementación de protocolos de prevención de contagios, procederían a instalarse, pese a la eventual presencia de la fuerza pública, para buscar aliviar la crisis económica que enfrentan tras ocho meses de suspensión de temporadas festivas por la pandemia de Covid 19.