JIQUILPAN, Mich., 4 de agosto de 2020.- Roberto Mejía Zepeda, presidente municipal, hizo un llamado a los habitantes de Jiquilpan a mantener las medidas sanitarias contra el Covid 19. Al mismo tiempo, reiteró que su gobierno no va atentar contra los derechos individuales, cobrándoles multas o sancionando de alguna manera por no acatar estas medidas.

“Estamos bien, gracias a la responsabilidad de los jiquilpenses, y no necesitamos de la coerción, pero tampoco tenemos que bajar la guardia”.

Entrevistado a unos días de que rindiera su segundo Informe de gobierno, el edil reiteró que gracias a la gestión y apoyo del doctor José Manuel Mireles, en Jiquilpan habrá  una clínica de atención del ISSSTE que servirá para complementar a la ya existente y que fue dañada por un sismo, “de tal manera que la gente del municipio no tendrá que ir, como ahora, a Sahuayo a atenderse en el ISSSTE de ese municipio, así que vamos bien y por eso resulta importante no bajar la guardia frente a una pandemia que nadie sabe cuándo terminará”.

Acompañado de su esposa Susy Flores de Mejía expuso que nadie quiere que siga habiendo contagiados y como consecuencia muertes; “yo quiero mucho y respeto a la gente de Sahuayo y ahora me entero que el Gobierno municipal ha dispuesto medidas como el cobro de 399 pesos de multa a quien no use cubrebocas en la vía pública. No es nuestro caso, respetamos profundamente los derechos de las personas y no vamos a actuar en ese sentido. Por el contrario, estamos realizando una intensa campaña por todos los medios, incluyendo el perifoneo para reforzar la conciencia ciudadana, que hasta ahora nos ha dado resultados”.

A pregunta expresa, Roberto Mejía Zepeda expuso que el proyecto de iluminación pública municipal que inició “desde el primer día de mi gobierno” con avenidas principales y colonias apartadas y tradicionalmente olvidadas, continuará hasta completarlo.

Puntualizó que la falta de recursos presupuestales no ha sido obstáculo para atender algunas de las necesidades y “compromisos hechos con los jiquilpenses, sobre todo con aquellos que fueron olvidados por otras administraciones”.

Expresó, por último, que a pesar de ir muchas veces a contracorriente, “porque hay muchos que no piensan en Jiquilpan, sino en sus propios intereses y se dedican a estar contra todo, aun así y con recursos propios hemos logrado atender muchas calles. Estamos terminando el palenque, logramos habilitar agua potable a más del 90 por ciento de las familias y nos faltan Los Remedios, y en eso estamos, eso solo por mencionar algo de lo que ya informamos por ley hace unos días; con todo este esfuerzo y colaboración de todos vamos por más acciones en el próximo ejercicio, algunas ya las tenemos etiquetadas”, concluyó.