ACAPULCO, Gro., 25 de abril de 2016.- El fiscal general de Guerrero, Xavier Olea Peláez confirmó que policías federales de la división de Gendarmería sufrieron un atentado la noche de este domingo.

Xavier Olea, indicó que el saldo de estas fuertes balaceras y persecuciones que cimbraron en este puerto, es un “agresor” muerto, de quien dijo desconoce a qué cártel pertenecía porque “ya está muerto”.

A pregunta expresa sobre la psicosis que se generó entre la población, el fiscal dijo “pues no lo sé, pero es una reacción a las detenciones que hemos venido haciendo coordinadamente los tres órdenes de gobierno, fundamentalmente el Ejército, la Marina, la Gendarmería, la Policía Ministerial y la Policía Federal”.

Leer más en Quadratín Guerrero