MORELIA, Mich., 21 de mayo de 2020.- En una plática de Imcine, su directora, María Novaro señaló que el Foprocine va a funcionar con normalidad el resto del año, para después unirse con el Fidecine y ser un solo fideicomiso. Sin embargo, este miércoles el GP de Morena presentó una iniciativa para modificar varios artículos de la Ley Federal de Cinematografía; de aprobarse, desaparecería el Fidecine.

Durante la charla online sobre los apoyos a la producción cinematográfica, la cineasta Natalia Beristáin, en representación del gremio cinematográfico, expuso a la titular del Instituto Mexicano de Cinematografía (Imcine), las inquietudes que existen en ese sector, y uno de ellos es el retirar los apoyos a la producción, tanto del Fondo de Inversión y Estímulos al Cine (Fidecine), como del Fondo para la Producción Cinematográfica de Calidad (Foprocine).

La directora dijo que desde antes de ingresar al Imcine, en el período de transición, comenzaron una nueva práctica liderados por la secretaria de Cultura Federal, Alejandra Frausto, de reunirse con la comunidad y mantener un diálogo. El 2019 fue un año de mucho diálogo, aseguró, y se ha llevado a cabo “desde el primer minuto en el Imcine”, y fue así que decidieron algunas mejoras que se pueden implementar al Estímulo Fiscal a Proyectos de Inversión en la Producción y Distribución Cinematográfica Nacional (Eficine), y que tomaron cuerpo en los cambios que surgieron en Eficine 2020.

En cuanto al tema de apoyos a la producción por parte de Imcine, la responsable de ese instituto hizo una cronología de los últimos dos meses que han sido muy complejos para el país, pero también para las posibilidades del Imcine.
Al respecto, indicó que en este momento “tan doloroso y extraño para el funcionamiento de un Instituto y en lo personal, nosotros, siguiendo los lineamientos oficiales, entre el 17 y el 20 de marzo nos retiramos de las instalaciones de Imcine”, explicó, y a partir del 20 de marzo ya estuvieron funcionando a distancia.

El 2 de abril, prosiguió, 10 días después de que funcionaban de distancia, se publicó el decreto de extinción de los fideicomisos en este país; se decretó la extinción de todos los fideicomisos de México que no estuvieran garantizados o respaldados por la ley, externó. “El término de los fideicomisos que manejamos en Imcine afectaba claramente a Foprocine, pero también ese decreto hablaba de los fideicomisos que no estuvieran en estructura orgánica, y también en ese sentido era vulnerable el fideicomiso Fidecine”.

La directora explicó que el Foprocine, desde su creación, ha funcionado como una estructura paralela al Imcine aunque en conjunto. Esto no era correcto, dijo, debe de funcionar de una manera más orgánica con respecto al Imcine. 
Preocupados por los dos fideicomisos, explorando los alcances del decreto, se dieron cuenta que había que proceder muy rápidamente, porque se les concedían 10 días para que Hacienda autorizara la argumentación de que era necesario conservar Foprocine, y de paso al Fidecine, porque nunca supieron si estaba en peligro de extinción, por ser vulnerable estructuralmente.
Presentaron una argumentación sólida, histórica, y con todo lo que demostraba que Foprocine era un fideicomiso absolutamente transparente con los resultados óptimos, y por el cual ha crecido la industria cinematográfica en México, porque es el más incluyente, externó la directora, algo que no fue fácil porque fueron pocos días y tuvieron que hacerlo a distancia, explicó.

Tras la reunión de los secretarios para revisar estos fideicomisos de cultura, el 17 de abril, le avisaron que se abría a una posibilidad de transitar a la mayor velocidad posible, a la integración de un solo fideicomiso que reuniría al Fidecine y al Foprocine, conservando cada uno de los apoyos que dan estos fideicomisos pero como uno solo, y que entonces se integrara Foprocine a la figura legal del Fidecine.

Esto significa, señaló, que ninguno desaparece, sino que aprovechan que Fidecine sí tiene una figura ante la ley, pero que los dos quedarán respaldados ante la ley como uno solo, haciéndolo a la brevedad para meterlo a la ley lo antes posible en y asegurar que para el 2021 se tuviera un fideicomiso, con presupuesto de los dos fideicomisos y sus apoyos.

El problema que tuvieron que enfrentar y que entendieron de inmediato, dijo, es que había un trabajo fuerte para integrar esto, lo que plantearon de manera rápida es cómo podrían seguir con sus compromisos de los dos fideicomisos durante este año.
Por ejemplo en el caso de Foprocine, dijo, ya tenía la convocatoria de largometrajes cerrada y estaban los evaluadores leyendo los proyectos y estaban detenidos en las sesiones de evaluación, y tuvieron que hacer otro alegato, “algo que se dice fácil, pero fue tremendo”, expuso.

Ante esta situación, presentaron todo lo que les fue requerido para obtener una prórroga legal, la cual se dio el 30 de abril pasado, lo cual significa que todos los fideicomisos que no están en ley en este país van a ser extinguidos. Sin embargo, les concedieron que funcionara con normalidad durante el resto del 2020, que cumpla todos sus compromisos, acuerdos y todo lo que tienen comprometido dentro del presupuesto de los 170.6 millones de pesos para apoyo y trabajo.

“Es una herramienta jurídica para transitar en el 2020 con cierta normalidad”, dijo la funcionaria, y eso es así aunque ya se retrasaron; “ese es el único problema, eso causó mucho temor en la comunidad y los tiempos no son para que uno esté preocupado por todo”, dijo.

El Foprocine siempre ha sido un fideicomiso vulnerable al no estar en ley desde que se creó en el 1997, aseguró María Novaro, “y ha sido por convenios de cinco años, lo que significa que cada cinco años se extingue legalmente, cada este tiempo el Imcine tiene que hacer unas tareas complejas de justificación y renovación, y se ha logrado mantenerlo vivo otros cinco años”.

Para este 2021, dijo, tendrían que presentar toda esta argumentación para renovarlo, ya se había propuesto meterlo a la ley para evitar esa vulnerabilidad, explicó, pero el decreto se adelantó un año y se tuvo que enfrentar en condiciones difíciles, “no era tan insólito; iba a ocurrir el año que entra”.

Meterlo a la ley, dijo, va a blindar justamente los fideicomisos, su contenido y todos los apoyos que quieren conservar, es algo que quiere hacerse por vía de consultas y mesas de trabajo; “creo que todos apoyamos, y se notó mucho en estos días de inquietud y protesta, todos avalamos el tipo de apoyo que da el Foprocine, es una herramienta que todos los cineastas valoramos muchísimo y queremos preservar”, expuso.

Sin embargo, en la Gaceta de la Comisión Permanente del miércoles, 20 de mayo, los legisladores del Grupo Parlamentario de Morena, propusieron la derogación de los artículos 33, 34, 35, 36, 37 y 38 de la Ley General de Cinematografía, algo que ya ha levantado reacciones en el gremio cinematográfico mexicano.

En el documento, justamente en el apartado de la exposición de motivos, se plantea que la pandemia del Covid 19 “ha puesto de manifiesto la necesidad de contar con recursos suficientes por parte del Gobierno Federal para enfrentar la crisis derivada del impacto mayúsculo de esta pandemia en la salud y economía nacional”, se lee.

En los siguientes párrafos del documento del Grupo Parlamentario, se expone que las aristas y efectos negativos de la pandemia se traducen en un deterioro en las finanzas públicas, y es por ello que el Ejecutivo Federal ha implementado acciones en congruencia con la política de austeridad, que van a permitir eliminar los gastos innecesarios, “eliminar la opacidad en su administración y generar ahorros para que el país asigne eficazmente, recursos públicos a las acciones y programas prioritarios del Plan Nacional de Desarrollo 2019-2024”.

El documento también refiere que estas acciones ayudan a eliminar la opacidad y discrecionalidad en el uso de los recursos públicos, y con ello buscan “fomentar la transparencia, rendición de cuentas y responsabilidad mediante la modificación de 14 leyes y la abrogación de una ley, cuya ejecución implica la extinción de 44 fideicomisos y la continuidad de cuatro fondos”.