MORELIA., Mich, 18 de junio de 2014.- Caleidoscopio Migratorio, es el nombre del libro que une cuatro líneas de investigación para entender un poco más el problema migratorio en Michoacán, el cual se presentó el presente miércoles en el Centro Cultural UNAM.

Michoacán al igual que Jalisco, Oaxaca y Guerrero, forma parte de los cuatro estados de la República Mexicana con mayor índice de migración, debido a ello, nueve autores se reunieron para investigar dicho fenómeno en cuatro grupos vulnerables como los niños, mujeres, ancianos y un diagnóstico general con aspectos cuantitativos y cualitativos de la migración.

María Elena Rivera Heredia, una de las autoras del libro y profesora de la Facultad de Psicología de la Universidad Michoacana de San Nicolás de Hidalgo, comentó que: “este libro es una síntesis de cuatro proyectos de un grupo que tuvimos el fondo Fomix en el tema de migración, lo que propusimos en este fondo fue hacer un diagnóstico de qué pasaba con la migración en el estado de Michoacán en cuatro grupos vulnerables”.

La mayoría de los municipios del estado, formaron parte del proceso de desarrollo de investigación durante 18 meses, la cual concluyó en la publicación del libro.

Uno de los retos que presentó el sector vulnerable de las mujeres, fue trabajar con las mamás, hijas, esposas y hermanas de migrantes, por ello María Rivera expresó que: “investigamos el cómo viven la transición de que los hombres se van, cómo viven el regreso, cómo crían a los hijos juntos, cuáles son sus fortalezas pero también qué necesidades de atención psicológicas, médica y social tienen este grupo de mujeres”.

Una de las primeras conclusiones a las que se llegó, es que la migración forma parte de la vida cotidiana de los michoacanos, pero es tan cotidiano que el impacto de la misma a veces pasa desapercibida por las familias.

La autora María Rivera argumentó que se tendría que dar mayor peso y mayor importancia a la migración ya que esta tiene impactos positivos y negativos, en la parte positiva al beneficiar varios hogares con mayor alimentación, acceso a escuelas y servicios médicos gracias a lo que envían los migrantes, pero por otro lado existe mucho dolor, tristeza y resentimiento, por dejar de lado la opinión de los hijos y ser una decisión de los padres.

Las primeras dos grandes preocupaciones que las mujeres de los hombres que migran tienen es en primer lugar que lleguen con bien a su destino, mientras que el miedo que le sigue es que las dejen por otra persona, dejar de lado la promesa de una vida mejor olvidar el esfuerzo que realizan los dos.

El libro Caleidoscopio Migratoria, estará disponible en el Centro de Estudios Superiores de la UNAM campus Morelia.