MORELIA, Mich., 10 de junio de 2013.- Para evitar la afectación a los alumnos y como atención al jefe del Ejecutivo estatal, los sindicalizados del Colegio de Bachilleres del Estado de Michoacán, decidieron cesar sus manifestaciones durante esta semana.

Lo anterior lo informó Gaspar Romero, líder del gremio, quien mencionó que a solicitud del gobernador Jesús Reyna García, se privilegiará el diálogo para evitar la afectación a 42 mil estudiantes que cursan sus estudios en este subsistema.

Asimismo, mencionó que se tenía contemplada la toma de la dirección general en la exigencia de la destitución de Mario Magaña, quien asegura Gaspar Romero  “es un mentiroso y sólo trabaja en lo político y no en lo institucional”.

Finalmente refirió que esta pausa en sus acciones será para negociar con la Secretaría de Gobierno y encontrar solución a las diferentes problemáticas con las que cuenta el Cobaem.