MORELIA, Mich., 2 de abril de 2018.- El mal momento por el que pasa Cruz Azul se nota desde los vestidores, y es que los reclamos que Jesús Corona realizó al silbante César Arturo Ramos Palazuelos al finalizar el Clásico Joven disputado en la cancha del Estadio Azteca tendrán consecuencias negativas para el portero.

El árbitro central, quien reportó los reclamos de Chuy, sí reportó lo ocurrido al término del encuentro, lo cual dejará como consecuencia una multa económica para el guardameta.

Segundos después del pitazo final del duelo, Corona acudió al lugar donde se ubicaba Ramos, con quien discutió durante algunos segundos, al grado de que ambos llegaron a encararse y a los gritos.

Además, el comisario encargado del Clásico Joven, también habría reportado el suceso que minutos más tarde el mismo Corona protagonizó con un camarógrafo, a quien le empujó la cámara con la que grababa luego de percibir una sonrisa burlona, según declaró después el mismo arquero cementero.

Así, aunque la multa económica será algo inminente, resta esperar si la Comisión Disciplinaria opta también por actuar en contra del guardameta celeste con encuentros de sanción.