MORELIA, Mich., 29 de octubre de 2020.- A pesar de empatar ante la escuadra de Leones Negros, Ricardo Valiño, director técnico del Atlético Morelia, quedó satisfecho con el resultado, ya que lo más importante es cerrar fuerte la recta final del Guard1anes 2020 y sobre todo, recuperar al goleador del equipo y del semestre, Eduardo Pérez.

“Me quedo tranquilo por la actitud de siempre en ir a buscar los partidos y los 4 puntos y seguir trabajando. Todavía nos quedan cuatro juegos por delante y hay que prepararse para cerrar bien el torneo. Fue un partido duro, sé lo que tiene Leones Negros, sé que son un equipo que te dejan jugar muy poco, tuvimos ocasiones”.

Tras el juego en la cancha del Estadio Jalisco, tanto el zaguero Ulises Zurita y el mediocampista Hernán Pineda, terminaron con molestias, a ello se suma la ausencia de Edu Pérez, quien se resintió de la lesión con la que terminó el partido contra Mineros de la fecha 11.

“El tema de Edu (Eduardo Pérez), no jugó por una molestia en el pubis. Lo probamos el lunes y era riesgoso ponerlo porque se podría agravar la lesión y tendríamos que tenerlo parado mucho más tiempo. También quedaron con molestias (Hernán) Pineda y (Ulises) Zurita, habrá que ver cómo evolucionan”.

Por otro lado, el timonel argentino resaltó que para el próximo encuentro ya podrá contar de los servicios de William Mejía, quien ya cumplió su la suspensión por acumulación de tarjetas amarillas, de cara a su siguiente compromiso en contra de Cimarrones de Sonora.

“Cimarrones es un equipo que no cambia su formato de local o de visitante. Contragolpea muy bien, tiene muy buenos jugadores, Gaby (Gabriel Pereyra) es un entrenador que conoce muy bien; nos espera un lindo partido en casa”.

Los canarios darán inicio a la preparación del encuentro que sostendrán en casa frente al Rebaño de la Montaña.